miércoles, 27 de julio de 2011

Subir al Mulhacén por la Vereda de la Estrella


El Mulhacén desde el Valdecasillas

Cuenta la leyenda que Alí Muley-Hassem, padre de Boabdil el chico, último de los reyes árabes de Granada, se enamoró de una de las doncellas de su esposa Aixa. La joven era una esclava cristiana llamada Isabel de Solís, que pasó a llamarse Zoraya. La sultana, llena de rencor y despecho, provocó un enfrentamiento entre los dos linajes nazaríes, los abencerrajes y los los cegríes (partidarios del Rey),  que acabó en una guerra civil. Muley-Hassem perdió y partió al exilio. En su marcha cayó gravemente enfermo y murió. Fue Zoraya, su fiel amante, quien hizo llevar su cuerpo al pico más alto de la Península Ibérica, tal y como él pidió en vida. Desde entonces, a este pico de 3.482 metros de altura se le conoce como Mulhacén.

Subir al Mulhacén por la ruta del norte comenzando por la Vereda de la Estrella es de todas las maneras que yo conozco de alcanzar esta cima, sin dudarlo la más bonita, la más dura y la más querida por mi.

La subida por el norte fue mi primera excursión a Sierra Nevada y nunca agradeceré bastante a Juan Luis y a Cristina la paciencia que tuvieron conmigo. Desde aquella excursión que para mí fue una gran aventura no he dejado de ir a Sierra Nevada al menos una vez al año. Unas veces con amigos otras con extraños y algunas veces solo. 

Esta vez hemos subido mi amigo Vicente y yo. Era una excursión que teníamos pendiente por otra que se nos frustró hace un par de años y tengo que decir que ha sido un éxito, todo ha salido perfecto.

Hablar de la ruta del norte del Mulhacén es hablar de la cabecera del río Genil. El Genil es el afluente más importante del Guadalquivir, nace bajo la cara norte del Mulhacén, en la laguna de la Mosca, con el nombre de río Valdecasillas. Recibe por la izquierda (aguas abajo) al Valdeinfiernos que es el resultado del deshielo de la Laguna Larga, entonces  pasa a llamarse Real. Más tarde se le une el Guarnón, que desciende desde el Corral de Veleta y desde ese momento se llama definitivamente Genil. Durante nuestro recorrido por sus  márgenes se le unirán otros ríos como el Vadillo, el San Juan y algunos arroyos menores.

Comenzamos a caminar en la confluencia del Genil con el barranco de San Juan, allí hay un aparcamiento donde dejamos el coche y un bar. Cruzamos el río por un puente de madera y tomamos la Vereda de la Estrella, llamada así por las minas del mismo nombre hoy abandonadas pero que en su día producían cobre, hierro, plomo y plata. Durante el camino pasaremos por otras minas: La Probadora, Doña Berta, La Justicia todas ellas igualmente abandonadas. 

Después de caminar una media hora tenemos el primer punto memorable del camino. Se trata del "Abuelo" un inmenso Castaño centenario que proporciona una de las escasas sombras del camino. Una media hora más tarde llegamos a la confluencia del Vadillo con el Genil y la vereda se divide en dos: por la izquierda, después de cruzar el río encontraríamos la "Cuesta de los Presidiarios" que sube a "La Loma del Calvario" y por la derecha, que es nuestro camino, seguimos hasta llegar a una curva llamada "El Viso". Al doblar este codo del camino la vista es espectacular y se divisan por primera vez las cimas del Mulhacén (a la derecha) y la Alcazaba (a la izquierda).

La Alcazaba y el Mulhacén desde El Viso

Unos 1800 metros más tarde entraremos en las ruinas de lo que fueron las minas de La Probadora, abandonadas en los años 50 y un poco más tarde llegamos a las de La Estrella. Tras salir de estas llegamos al río Guarnón el cual atravesamos por un puente de madera y desde él podemos ver el Veleta y el Cerro de Los Machos a su izquierda.

Las minas de La Estrella

A partir de aquí el río se llama Real. Seguiremos caminando hasta llegar a la confluencia del Valdeinfiernos con el Valdecasillas y entonces giramos a nuestra derecha siguiendo el cauce del Valdeinfiernos para entrar en la zona de Cueva Secreta. Cueva Secreta (1750 m) es un refugio natural que los pastores han cerrado un poco más con mampostería. Existe en la misma ladera otra cueva más alta de las mismas características. Encontramos en la zona corrales de piedra y es fácil que haya vacas y toros pastando sin pastores, lo que puede sobrecoger un poco, porque son "bichos" muy grandes. Cuando nosotros llegamos la cueva estaba ocupada por lo que hicimos vivac en uno de los corrales de piedra cercanos. Tuvimos la visita obligada del zorro a la que dedico un capítulo especial porque esta vez fue gracioso el animalito. Podéis leer la aventura del Zorro Carterista en el post anterior.

Cueva Secreta desde Majá del Palo

A la mañana siguiente comenzamos la verdadera ascensión. Esta primera jornada podríamos considerarla una aproximación. Tras vadear el río por una pasarela de madera, subimos por una vereda al collado de Majá del Palo para cambiarnos al valle del Valdecasillas. El collado es reconocible porque desde Cueva Secreta se ve La Alcazaba a través de él. A nosotros nos costó alcanzarlo un poco más de lo normal porque dimos un rodeo fuera de la vereda para evitar un toro malencarado que no nos inspiró confianza. 

La Alcazaba desde el collado Majá del Palo


Desde el collado descendemos al lecho del Valdecasillas y comenzamos a ascender por una vereda que aparece y desaparece pero que en cualquier caso sigue el río cruzando el llamado Prado de Las Víboras. Llegado un punto tendremos que vadear el río y pasar a su margen derecha (según baja) hasta llegar a la Chorrera de la Mosca. Entonces tendremos que pasar otra vez al otro lado por un paso un poco comprometido sobre una cascadilla  para comenzar a superar la chorrera por un vasar a la derecha con fuerte desnivel.




Remontando el Valdecasillas

Al fin llegamos a la laguna de La Mosca. La laguna de La Mosca (2.895 m) esta situada en un circo polar al pie de la cara norte del Mulhacén. Se forma del deshielo de toda la pared norte y de ella nace el río Valdecasillas que luego será el Genil. Alrrededor de la laguna hay en esta época del año una amplia pradera de borreguiles y a esta altura las cabras montesas caminan con libertad sin demasiado miedo a las personas y suelen pastar a pocos metros de nosotros o incluso pedirnos comida. Aquí hacemos un descanso un poquito más largo y pronto empezamos el ataque final al Mulhacén. 

 Laguna de la Mosca

Ahora nos dirigimos al Collado del Ciervo caminando entre gigantescas lascas de piedra hasta llegar a la falda del collado donde una senda en zig-zag y con mucha pendiente abierta en la pedriza, nos sube hasta el punto en que pasamos a la otra ladera (3.120 m), viendo La Caldera del Mulhacén con su refugio y varias lagunas.



Subida al collado del Ciervo

La Caldera del Mulhacén

 Después de recuperar el aliento comenzamos el ataque final por el canchal de pizarra que forma la ladera del Mulhacén. Caminamos por vereda, pero todo son piedras sueltas. Vamos ascendiendo y cruzándonos con otros que bajan. El Mulhacén como siempre es una plaza mayor donde va todo el mundo. Unos llegan por caminos meritorios,  pero muchos llegan por la "lanzadera" un autobús que les deja en el alto del Chorrillo y luego con subir sólo 500 metros de desnivel coronan la península.
La foto de cima
La Laguna Hondera desde el Mulhacén (Sietelagunas)

Estos últimos 362 m que restan hasta la cima son matadores. Se acusa el cansancio y un poco la altura, pero pasito a pasito llegamos a la cima. Me sorprendió ver que en el lugar donde yo había dormido el año pasado, había acampado un "indignado" del movimiento 15 M con su pancarta dejando su testimonio en lo más alto. Mi reconocimiento a su esfuerzo. 
El indignado más alto de España (peninsular)

Las nubes, que son muy cambiantes a esta altura, estaban ocupando en ese momento la zona de los 3000 m por lo que no pudimos disfrutar de las vistas sobre la laguna de la Mosca y el valle del Valdecasillas, pero otra vez será. Tras las fotos de rigor procedemos al descenso, desandando el camino hasta regresar a la Laguna de La Mosca. 


Durante esta jornada habíamos andado 11 horas incluidos los breves descansos. La laguna estaba muy animada, había una docena de tiendas de campaña acampadas sobre los borreguiles. Pero teníamos mucho cansancio para hacer vida social y tras una frugal cena y un ibuprufeno nos metimos en el saco aún de día y caímos rendidos. Me despertaron los ladridos de los perros sobre las cinco de la mañana anunciando la visita del zorro y como no, el alboroto de los acampados, pero me volví a dormir tranquilo porque esta vez no había dejado nada fuera y sí había puesto a unos 50 metros de nuestro vivac unos trozos de embutido tapados bajo un cúmulo de piedras grandes, para que el zorro se entretuviera en moverlas y no tuviera tiempo de darme la lata a mi. El invento funcionó. Esa noche no lo vi y por la mañana las piedras estaban movidas y ni rastro del chorizo.
Collado del Ciervo
La laguna de la Mosca desde el collado del Ciervo

El tercer día comenzamos el descenso desde la Mosca sin ninguna dificultad especial. El camino hasta el collado de Majá del Palo se nos hace hace más corto que largo. Bajamos a Cueva Secreta y nos refrescamos en el río que bajaba helado y ahora viene lo bueno, la interminable Vereda de la Estrella. Ya se ha levantado el sol y hace un calor que derrite las piedras. La vereda parece estirarse y se hace muy, muy larga. No se acaba nunca, son los 11 km más largos del mundo. Pero como todo en esta vida al final se acaba, sobre las tres de la tarde llegamos al aparcamiento. Habían transcurrido siete horas desde que salimos de la Laguna de la Mosca. Después de tomarnos unos refrescos para reponer el azucar nos fuimos a casita, cansados pero contentos.


Como anotación diré que cometí el error (muy frecuente en mí) de ir demasiado cargado. Mi mochila incluida la cámara fotográfica pesaba 18,5 kg, eso seguramente hizo que los tiempos fueran más largos de lo debido. Por lo contrario Vicente que sí había escarmentado de la vez anterior, llevaba una mochila muchísimo más ligera y que sin embargo fue suficiente. Este punto hay que mejorarlo.



No hice track de la ruta pero en Wikiloc podéis encontrar varios que siguen este mismo recorrido quizás con otras etapas pero el track es el mismo. 

Por ejemplo:
http://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=1661516

Todas las imágenes del post se pueden agrandar haciendo click sobre ellas.


Espero que os guste.
Buen camino.


6 comentarios:

  1. Hola

    Mi nombre es Paulina y administro un directorio y buscador de webs y blogs. Me ha gustado mucho http://malpaso-senderismo.blogspot.com, me gustaria intercambiar enlaces. Puedo agregar tu pagina en nuestro directorio para que así mis visitantes puedan visitarla tambien.

    Si te interesa, escribeme al mail: p.cortez80@gmail.com

    Saludos
    Pau

    ResponderEliminar
  2. Bien Joaquín bien. Acabo de leer tu post del Mulhacen encontrandome dentro de mi tienda en al Camping Naranjo de Bulnes, que como sabes tenemos una semana de aventuras con nuestros amigos de Chorten Rutas.
    Vaya palizón que os habéis metido, esa subida es muy bonita, por el ambiente final pero la vereda de la estrella es criminal, larga y tediosa como ella sola. Pero en fin muy bueno tu relato.
    Un abrazo desde los Picos de Europa y siguenos esta semana que tendremos nuestro blog animado.
    Un fuerte abrazo y sigo deseando coincidir de nuevo contigo en la montaña.

    ResponderEliminar
  3. Hola Luis.

    ¡Qué envidia me das! A mi no me dejan ir tan lejos. Más envidia todavía si pienso en lo fresquito que estarás y en el calor que pasé en La Vereda de La Estrella. Tienes toda la razón del mundo, La Vereda es lo más cansino que he conocido en mi vida y cuando sales de ella dices: "nunca mai" pero el final merece el esfuerzo.

    Es verdad que hace tiempo que no coincidimos en el monte. De este otoño no puede pasar. Ya me encargo yo.
    Seguiré el blog. Un abrazo y que os lo paséis muy bien en el Naranjo.

    ResponderEliminar
  4. Para Paulina.

    Hola Paulina. Ya te he contestado por correo.

    Saludos
    Malpaso

    ResponderEliminar
  5. soy un aficionado a la montaña, me gustaria saber cuanta distancia hay , muchas gracias¡

    ResponderEliminar
  6. Hola aficionado Anónimo, ida y vuelta serán poco menos de 40 km.

    ResponderEliminar

Su comentario será publicado después de ser leido por los moderadores.
Gracias por participar.